.
.

Al servicio del mundo laboral y sindical

.

Funcionarios de Clínica San Lorenzo logran acuerdo tras 27 días de huelga


NOTICIA: Los 105 trabajadores del recinto asistencial -que realiza trabajos para Codelco- obtuvieron respuestas a sus demandas laborales, deponiendo la movilización durante el fin de semana. La Confederación de Trabajadores del Cobre (CTC) actúo como mediador.

[El Salvador, 13 de mayo de 2015] A fines de la semana pasada, la CTC comenzó a dialogar con el directorio de Codelco con tal de acelerar las negociaciones (VER NOTA ANTERIOR) entre los empleados de la Clínica San Lorenzo y la empresa. Un conflicto que duró 27 días, pero que se pudo cerrar de buena forma.

Un reajuste salarial real, beneficios sociales, de trabajo y el bono por término de conflicto fueron los tópicos tocados por los trabajadores, quienes durante los primeros días tuvieron que soportar los reemplazos ilegales y las nulas conversaciones, cosa que mejoró con el pasar de los días hasta encontrar una solución.

Ana Lamas, presidenta del sindicato de trabajadores, analizó lo ocurrido, precisando que “a pesar de la mala actitud que tuvo la empresa durante varias semanas, los trabajadores en unidad pudimos llegar a buen puerto. Nosotros siempre tuvimos la voluntad de llegar a un acuerdo”.

Para la también dirigenta nacional de la CTC, el apoyo de esta colectividad y Federación de Trabajadores de El Salvador (Fesal) fue clave para lograr el acuerdo. “De ahora en adelante las cosas van a cambiar porque no estamos solos, estamos más organizados y listos para volver a levantarnos cada vez que sea necesario”, acotó Lamas.

Pese a los provechosos beneficios que consiguieron durante los 27 días de huelga, Lamas cree que “lo más importante es que salimos más fortalecidos como organización, demostramos solidaridad de clase, compromiso con los trabajadores y con la comunidad en su integridad, la que siempre estuvo con nosotros. Ganamos mucho más que reivindicaciones materiales”, cerró.

Los trabajadores de la empresa ya se encuentran trabajando de forma normal en la Clínica San Lorenzo, dejando atrás una negociación en medio de la catástrofe ocurrida en la Región de Atacama.